18 de agosto de 2019
BREAKING NEWS:
 980x100
Vídeos del Día

Bolivia y Japón celebran los 120 años del puente tendido por los inmigrantes

BOLIVIA JAPÓN

Santa Cruz (Bolivia), 17 jul (EFE).- Bolivia y Japón celebraron este miércoles el 120 aniversario de las primeras migraciones niponas al país suramericano, que se constituyeron en un puente entre ambas naciones, destacó la princesa Mako, que encabezó el acto conmemorativo en la ciudad boliviana de Santa Cruz.

La princesa estuvo acompañada por el vicepresidente boliviano, Álvaro García Linera, la embajadora de Japón en Bolivia, Kyoko Koga, y el presidente del comité conmemorativo de los 120 años de migración, Masayuki Hibino, además de autoridades locales y decenas de nipones residentes en este país y sus descendientes.

Mako de Akishino expresó sus felicitaciones por el aniversario de las inmigraciones japonesas a Bolivia y agradeció a los bolivianos que acogieron a sus compatriotas.

"Quisiera reiterar mi profundo respeto a todos los que migraron de Japón y sus descendientes, por sus contribuciones a la sociedad boliviana a través de numerosos esfuerzos y actividades, logrando de esta manera la plena confianza de la sociedad boliviana y siendo un puente que une a ambos países", manifestó la princesa.

Mako resaltó las "numerosas dificultades" que lograron superar "con laboriosidad y sinceridad" los pioneros y los nikkei, sus descendientes nacidos en Bolivia.

Además, manifestó su alegría por el hecho de que las nuevas generaciones de descendientes participen en actividades organizadas por los mayores y también por el interés de los jóvenes bolivianos en aprender el japonés y sobre la cultura nipona.

A su turno, el vicepresidente García Linera resaltó las virtudes de la migración japonesa a Bolivia, al tratarse de "gente trabajadora, esforzada y laboriosa que ha contribuido al desarrollo" del país que les acogió.

García Linera remarcó el aporte de los inmigrantes establecidos en Santa Cruz a la producción agrícola de Bolivia, además del "profundo respeto" que tienen "hacia la propia identidad boliviana", pues no llegaron "para quitar cosas", sino "para construir" y dialogar.

"Por eso la migración japonesa ha sido virtuosa en nuestro país, ha contribuido a nuestro desarrollo y hoy estamos celebrando esa presencia respetuosa, constructiva, laboriosa", sostuvo.

Durante el homenaje, la embajadora Koga leyó mensajes de saludo enviados por la ocasión por el primer ministro nipón, Shinzo Abe, y el canciller del país asiático, Taro Kono.

También fueron leídas salutaciones de prefecturas niponas como la de Kumamoto, que tiene migrantes en San Juan, una de las colonias japonesas en Santa Cruz.

Además, fueron entregadas condecoraciones de la Orden del Sol Naciente a destacados inmigrantes y sus descendientes, por su contribución al desarrollo boliviano en diversas áreas.

Entre los galardonados destacan el expresidente de la Sociedad Japonesa de La Paz Kentaro Nagumo y el poeta Pedro Shimose Kawamura, uno de los más representativos de Bolivia.

En el salón del acto se exhibieron paneles sobre la historia de las migraciones japonesas a Bolivia, así como objetos representativos de su cultura, como muñecas, abanicos y un hanagasa, un sombrero con flores de cártamo artificiales, además de las zapatillas tradicionales de hombre y mujer.

Un minuto de silencio recordó a los fallecidos a lo largo de estos 120 años.

Los primeros inmigrantes japoneses llegaron primero en un barco a Perú en 1899 para trabajar en plantaciones de azúcar, pero muchos las abandonaron al no poder soportar las condiciones laborales precarias.

Ese año, 91 japoneses resolvieron trasladarse a Bolivia, donde se dedicaron a la siringa o extracción de caucho en el norte de La Paz.

La mayor oleada de inmigración la propició a partir de 1953 un decreto del entonces presidente boliviano, Víctor Paz Estenssoro, dando lugar a colonias sobre todo en la región de Santa Cruz, actualmente la más próspera del país.

En la actualidad, en Bolivia viven unos 3.000 japoneses y 11.000 descendientes suyos.

La princesa Mako llegó el pasado lunes a Bolivia procedente de Perú, en una gira con motivo del 120 aniversario de la llegada de la inmigración japonesa a ambos países.

Mako permanecerá hasta el sábado en Santa Cruz, donde visitará este jueves y viernes las colonias japonesas de San Juan y Okinawa I, respectivamente.

Esta es la primera visita a Bolivia de la casa imperial japonesa desde la que realizaron los príncipes Hitachi en 2009.

Ampliar informação
  • Não há comentários
500 caracteres disponíveis
Para evitar spam, por favor resolva este simples problema matemático e inserte o resultado (pode-se clicar na imagem para recarregá-la).

Normas de comentários
demoefe.ikuna.com não é responsavel pelas idéias expressas pelos autores dos comentários aqui postados e se reserva o direito de eliminar qualquer conteúdo que
  • seja ofensivo e/ou discriminatório
  • que se preste a promover boicotes contra pessoas, produtos ou instituições
  • que atente contra o direito a intimidade, à honra e/ou a propria imagem ou nome
  • aqueles que busquem fins comerciais e/ou publicitários
Mais vídeos