26 de agosto de 2019
BREAKING NEWS:
 980x100
Vídeos

La inseguridad deja en el aire los rezos en Sri Lanka tras los atentados

SRI LANKA ATENTADOS

Colombo, 25 abr (EFE).- La preocupación por nuevos atentados o brotes de violencia ha dejado en el aire los rezos colectivos de cristianos y musulmanes en Sri Lanka, en una jornada marcada por la dimisión del secretario de Defensa, Hemasiri Fernando, por no evitar los atentados que dejaron 253 muertos según el último balance.

Las misas del domingo no han sido anuladas por completo en la nación asiática, en la que los cristianos representan un 7,4 % de la población, pero las autoridades religiosas han dejado la puerta abierta a los curas locales para suspender los oficios.

"He dado instrucciones a mis curas para que puedan decidir sobre las misas del domingo" a partir de este próximo, anunció hoy el arzobispo de Sri Lanka, Malcolm Ranjith.

Menos de una semana después de los atentados a tres iglesias y tres hoteles de lujo, atribuidos por las autoridades a un grupo islamista local y reivindicados por el Estado Islámico (EI), el arzobispo ha decidido igualmente dar libertad a los creyentes para no acudir a los oficios.

"Vamos a permitiros decidir si acudís a la misa del domingo o no, y si decidís no tomar riesgos podéis quedaros en casa y rezar, estamos organizando misas en televisión y en la radio", dijo.

Los creyentes que decidan acudir a misa el domingo lo harán entre medidas de seguridad reforzadas, con voluntarios que ayudarán a la Policía a registrar a los asistentes a la búsqueda de explosivos.

Más claro ha sido el Gobierno y una asociación de clérigos islámicos con respecto a los rezos colectivos del viernes: es mejor quedarse en casa y no acudir a las mezquitas, han dicho.

El ministro de Asuntos Religiosos Musulmanes, Abdul Haleem Mohamed Hashim, pidió a los musulmanes no acudir a las plegarias del viernes "como signo de solidaridad con la comunidad católica y muestra de protesta contra el acto bárbaro de los despiadados terroristas".

En un comunicado, Hashim rogó rezar para que "el todopoderoso Alá destruya las actividades de los inhumanos asesinos terroristas".

La asociación de clérigos musulmanes All Ceylon Jamiyyathul Ulama (ACJU) también pidió a los esrilanqueses de esa religión que se abstengan de participar en la oración colectiva, pero por miedo a represalias tras los atentados suicidas de corte islamista.

Los musulmanes deberían rezar en casa si sienten "miedo" ante la tensión que se vive en el país o "si se necesita proteger a familiares y propiedades".

La nación asiática ha experimentado en el pasado episodios de violencia contra la minoría musulmana, que supone un 9,7 % de la población

La jornada estuvo también marcada por la reducción del balance oficial de muertos en el atentado, que pasó de 359 a 253.

El director del departamento de comunicación del Ministerio de la Salud, Prasanna Adikari, afirmó en un comunicado que el anterior recuento fue corregido "siguiendo el complicado proceso de contabilizar los cadáveres en la morgue de Colombo".

Por otra parte, hoy dimitió el secretario de Defensa de Sri Lanka, Hemasiri Fernando, el número tres de la cadena de mando de la cartera que ocupa el presidente del país, Maithripala Sirisena.

Fernando renunció después de que se supiese que los organismos de seguridad habían recibido información sobre la serie de atentados del domingo, en los que también resultaron heridas unas 500 personas.

El secretario de Defensa afirmó que había difundido "sistemáticamente" la información de inteligencia y acusó a "algunos oficiales y departamentos clave" de no actuar en consecuencia.

La tensión continúa en el país mientras continúa la investigación sobre los ataques, cometidos en Colombo y otras ciudades del país por al menos nueve suicidas cargados de explosivos.

Las autoridades del país han desplegado a casi 4.000 militares con poderes especiales de búsqueda y detención sin orden judicial para garantizar la seguridad.

A petición de Sirisena, el despliegue militar proveerá seguridad a iglesias y otros "puntos vulnerables", e incluirá controles en carreteras y patrullas a pie, entre otras medidas.

Por el momento, las autoridades han detenido a 60 nacionales y han apuntado inicialmente al grupo islamista local National Thowheeth Jamath (NTJ), poco conocido, que habría contado con ayuda internacional.

Atentados de esta magnitud no habían tenido lugar en Sri Lanka desde la guerra civil entre la guerrilla tamil y el Gobierno, un conflicto que duró 26 años y finalizó en 2009, y que dejó, según datos de la ONU, más de 40.000 civiles muertos.

Por Chathuri Dissanayake

Ampliar informação
  • Não há comentários
500 caracteres disponíveis
Para evitar spam, por favor resolva este simples problema matemático e inserte o resultado (pode-se clicar na imagem para recarregá-la).

Normas de comentários
demoefe.ikuna.com não é responsavel pelas idéias expressas pelos autores dos comentários aqui postados e se reserva o direito de eliminar qualquer conteúdo que
  • seja ofensivo e/ou discriminatório
  • que se preste a promover boicotes contra pessoas, produtos ou instituições
  • que atente contra o direito a intimidade, à honra e/ou a propria imagem ou nome
  • aqueles que busquem fins comerciais e/ou publicitários
Mais vídeos